miércoles, septiembre 28, 2005

Partida y.... regreso

En una casa antigua en Valverde vivía una Elia. No era una casa antigua húmeda, sucia y repuganante, con restos de comida ni olor a chimenea, ni tampoco una casa vacía, vieja y sin calefacción. Era una casa de gente que trabajaba y que había tenido renta antigua, y eso significaba comodidad.
Por alguna curiosa coincidencia (bueno, tampoco tanta, porque era época de exámenes) Elia Cañada estaba sentada en la biblioteca de su facultad, cuando apareció Gand, digooooooooo, Lu a proponerle una aventura:
-Iremos a la Warner a vivir nuestra aventura. Muy divertida para mí, muy buena para ti... y quizá también muy provechosa, si sales de ella sana y salva.
Elia debío responder:
-Disculpad, no quiero ninguna aventura, gracias. Hoy no. Pero venid a tomar el te... ¡cuando gustéis!¿Por qué no mañana? ¡Si, venid mañana!¡Adiós!
Sin embargo, Elia respondió:
-¡¡¡¡Siiiiiiiiiiiiiiiiiiiiii, que guayyyyyyyyyyyyyyyyyy!!!!¿¿Cuando??
-Pues, el martes.
-¿El martes?
-Si, martes
-¿Día 20?
-Si.....
-¿Martes dia 20?
-Si, coño, ¡martes!
(Bien, no fue tan exagerado, pero solo queria reflejar que efectivamente me dijeron que EL MARTES)

En esto que Elia decidió que no era justo que ella y Gand, digooooooo, Lu, se divirtieran solas, así que llamaron a todos sus enanos, digoooo, amigos:
Alvaro (con capuchón rojo de "Red Fury"), Miguel (con capuchón amarillo porque el es asin de cantoso), Dani (con capuchón berenjena, porque es un color raro), Paula (con capuchón verde porque sí), Nuria (con capuchón naranja, porque TODO EL MUNDO SABE que se lleva el naranja), Cuco (con capuchón negro porque es mas heavy que el viento), Edu (con capuchón azul, que le hace juego con los ojos) y Dani y David, (con capuchones violetas) los dos enanos gemelos, que no traían pico y pala, pero siempre llevaban encima la jodida cámara de fotos.

Para no perderse por el camino, todos decidieron tomar caminos diferentes (es tan estúpido como suena, sí) Pero cuando a Elia, Alvaro, Edu, Miguel y Dani sólo les faltaban 10 minutos para llegar, apareció en su camino una paloma mensajera con una notas de los enanos gemelos que decía:
"La montaña de Smaug está cerrada. Smaug está de vacaciones. Es amable troll que guarda la entrada nos ha dicho que nos piremos"

El grupo se sintió desolado cuando todos se reunieron en la puerta del hogar de Smaug (osease, la Warner) y el viento susurraba una pregunta....... "¡¡¿¿Quíen dijo que vinieramos el martes??!!"

Así que Lu, Elia, y toda la panda de enanos y enanas acabaron comiendo en un Foster's Hollywood donde los problemas y las meteduras de pata disminuían a medida que las tripas aumentaban. Y lo pasaron muy bien. Puede que mejor que matando a Smaug y robándole tooooooooooodos sus tesoros.

Si, somos unos pringados. Pero es de sobra conocido que cuando un grupo de pringados se junta y se encuentra con una "cagada" semejante, se siente más unido al grupo. Así que, sí, esa es la conclusión: la estupidez une :)

2 comentarios:

nuria dijo...

si te acuerdas hasta de la ropa!!! y luego dicen q soy yo la q me fijo en esas cosas... y q sepas q si!! el naranja se lleva!!! jajajaj no en serio q al final los recreativos estuvieron genial y menos mal q nos devolvieron las pelas, si es .... no somos tan pringaos.....bueno si!! ala niña un besito!!!!

Tintin dijo...

Vaya fiasco, si eso le llega a pasar a Bilbo, el hobbit se hubiese quedado en un miserable... en anda vamos.
De todos modos, al final nos lo pasamos, como lo q eramos, como ENANOS.
Si es q tampoco hacia falta tanta emocion de la warner, bueno a lo mejor si, pero aun asi el dia fue genial.(como nos pusimos de hamburguesas)

Guau, guau: ahhhh es cierto, Milu tambien vino, y tb se lo paso genial, con todos los huesos de las costillas jeje